Filtros: tipos, función y eficiencia.

Los filtros contribuyen a mejorar la calidad del aire que respiramos, ya que existen partículas difíciles de percibir que afectan directamente nuestra salud.

Actualmente tienen distintas aplicaciones, ya sea un aire acondicionado, ventilación, campanas de cocina e incluso espacios hospitalarios. Algunos de ellos cuentan con características específicas de acuerdo a los requerimientos de uso. En esta ocasión, hablaremos de los utilizados para sistemas de aire acondicionado.

Disponibles para sistemas de aire acondicionado de todas las líneas Split, multisplit, on-off o inverter. Sus características les permiten cumplir con todas las especificaciones para trabajar de manera eficiente.

Tipos de filtros:

-De alta velocidad: El filtro de aire de Alta Velocidad, tiene un diseño metálico para las manejadoras de aire. Está construido con un marco de lámina galvanizada y el filtrante de mosquitero de aluminio con dos mallas de protección para el cartucho filtrante. Es un filtro robusto, lavable, de baja resistencia al paso del aire y con alta capacidad de retención de polvos. Por último, es un filtro permanente y se le da mantenimiento lavándolo con agua a presión.

-De aluminio: El filtro para aire de aluminio es de alta eficiencia, permanente y lavable. Es apropiado en zonas donde hay demasiada corrosión como en el caso de las zonas costeras. Se utiliza en sistemas de fan & coil, ventiladores y más. Está construido con materiales de aluminio, marco de lámina calibre 18. Por su construcción totalmente de metal, se puede limpiar con agua o aire.

-Desechables: Generalmente, los filtros desechables están diseñados para polvo ambiente, pintura y pelusa. Suelen utilizarse en hoteles, oficinas, hospitales, entre otros por su gran capacidad para retener el polvo. La media filtrante forma un colchón de diferente densidad que en la parte anterior es más abierta y en la posterior más cerrada. De esta manera aseguramos que el filtro se sature uniformemente. Esto logra que capture mayor cantidad de polvo, obteniendo así mayor vida útil.

Ahora es importante hacer mención de los filtros con mayor grado de eficiencia y que pueden ser bastante útiles en tiempos de pandemia, HEPA.

El acrónimo HEPA, en inglés High Efficiency Particulate Air, hace referencia a un tipo de filtros de aire de alta eficiencia generalmente compuestos por una malla de fibra de vidrio dispuestas aleatoriamente. Son idóneos para retener contaminantes y partículas que circulan en el aire de tamaños microscópicos.

¿Cómo funcionan los filtros HEPA?

Lo filtros HEPA son una clase de filtros desechables, secos, compuestos por fibra de vidrio como mencionamos anteriormente. Están preparados para eliminar las partículas suspendidas en el aire mejorando la calidad del mismo en interiores y contribuyendo a un aumento del confort y ambiente saludable.

En este tipo de filtros, las partículas quedan adheridas a la fibra mediante una serie de mecanismos que serán más o menos efectivos en función del diámetro de las partículas.

¿Dónde se utilizan este tipo de filtros?

Una de las aplicaciones más habituales donde se encuentran los filtros HEPA son las salas de hospitales y centros médicos, así como espacios industriales. En todas ellas, el nivel de contaminantes del aire (partículas) y los parámetros ambientales (temperatura, humedad, presión, etc.)  que se deben seguir son muy estrictos. Aunque todos conocemos la situación actual, por lo tanto, el nivel de exigencia respecto a la calidad del aire, es riguroso en todos los espacios públicos cerrados para protección de la salud de las personas.

Debemos saber, que los filtros HEPA también tienen aplicaciones biomédicas ya que evitan la propagación de bacterias y virus a través del aire. Los sistemas de filtrado HEPA con fines médicos suelen incorporar luz ultravioleta de alta energía para eliminar cualquier bacteria viva y virus atrapado por el filtro. Esta solución se ha empezado a adoptar para espacios comerciales, oficinas y lugares donde exista concentración de personas.

De hecho, algunas de las unidades de filtros HEPA mejor valoradas tienen una eficiencia del 99,995% lo que asegura un elevado nivel de protección contra enfermedades que se transmitan por el aire.

Mantenimiento y protección de los filtros.

Para evitar que el filtro quede saturado en poco tiempo es necesario protegerlo mediante la instalación de filtros de menor grado en la aspiración, como por ejemplo una combinación de dos filtros. El orden de magnitud de los costes de los filtros previos en comparación con el filtro HEPA, sumado a la extensión de la frecuencia de sustitución del filtro HEPA, conlleva una reducción de los costos totales de mantenimiento.

Comments are closed.

Wishlist 0
Continue Shopping
X